READ IN ENGLISH

Muchas personas aborrecen el brócoli. Quizá la culpa de todo la tengan las madres: por años han obligado a sus pequeños a consumirlo. Lamentablemente, la repulsión hacia este vegetal sólo ha impedido que muchos se beneficien de sus extraordinarias propiedades, esas que se esconden detrás de cada “arbolito”.

Todos sabemos que el brócoli tiene minerales y vitaminas, pero ¿sabías que es considerado el vegetal de mayor valor nutritivo por unidad de peso? Es rico en vitamina A, lo que permite reforzar nuestro sistema inmunológico; y vitamina C, que lo convierte en un antigripal natural. Además, contiene calcio y magnesio, importantes para regular el sueño y evitar el insomnio.

Su alto poder antioxidante permite que nuestra piel y uñas luzcan hermosas, y detiene la caída del cabello. Por su elevado contenido en fibra es una estupenda opción para quienes sufren de estreñimiento, y sus propiedades diuréticas son magníficas para aquellos que desean rebajar.

Como si esto fuera poco, se ha comprobado clínicamente que su consumo es beneficioso para la protección de enfermedades degenerativas como el cáncer; al mismo tiempo que previene padecimientos cardiovasculares como infartos. Esta verdura, además, combate la osteoporosis, y podría ayudar a eliminar los daños ocasionados por la diabetes.

¿Qué esperas?, mete unos cuantos tallos en el microondas, saltea un puñado de brócolis en un wok, o simplemente cocínalos al vapor. Te aseguro que no querrás excluirlos más nunca de tus comidas.

Erika De Paz S.

Instagram: @ErikaDPS

ErikaDPS