Read in English

Hay épocas en los que uno se ve a sí mismo como un personaje de una historieta tratando de evadir las dificultades del camino, así me siento en estas épocas en las que todo se humedece y la gente comienza a enfermarse de gripe.

Voy por la calle viendo en cámara lenta como tosen, estornudan y se ven decaídos, porque pienso ¡la próxima soy yo! .

Prevenir es mejor que lamentar, así que revisemos algunas cosas que pueden contribuir para que nuestro cuerpo mantenga el sistema inmunológico arriba y no nos deje sucumbir ante alguno de esos virus:

  • No consumas tanta azúcar, esta inhibe a las células de defendernos ante un agente infeccioso.
  • Llena tu dieta de alimentos con vitamina C como frutas cítricas, fresas, cerezas, papaya, kiwi, guayaba, pimentón, coles, patilla, hojas verdes oscuro como la acelga, berros y espinacas, brócoli, coliflor, tomate, hierbas como el cebollín, cilantro, tomillo y albahaca.
  • Bebe té verde endulzado con miel, los beneficios de ambos son perfecto para mantener a raya la gripe.
  • Relájate y duerme un poco más de la cuenta, así permites que tu sistema inmunológico esté dispuesto y tu cuerpo se regenere por más tiempo.
  • Haz ejercicio aeróbico moderado como caminar y hacer yoga.
  • Lava tus manos constantemente.
  • El sexo activa los anticuerpos, así que no lo dejes por fuera.
  • Prepara una buena cantidad jugo de tomate de árbol, moras y naranja, guárdalo en la nevera y toma todos los días, al pasar del tiempo se va poner fuerte y puedes seguir suavizándolo con agua y edulcorante, es infalible!