Muchas casas tienen espacios llenos de humedad… La madera se hincha, tiendes a tener lugares con moho y malos olores. El aire se puede sentir denso, caluroso y húmedo, algo que probablemente afecte la calidad de tu respiración y cause problemas a la hora de dormir.

Hoy quiero traerte una solución casera para poder combatir la humedad.  Existen varios productos convencionales, pero hoy aprenderemos a realizar un deshumidificador natural.

Necesitarás:

  • 2 latas o baldes (deben caber uno dentro del otro)
  • Sal de roca (Halita). Puedes reemplazarlo por piedras sanitarias para gatos a base de sílice, cloruro de calcio o sal gruesa.
  • Un taladro
  • Un trozo de tela de algodón

Para realizar el deshumidificador:

  1. Perfora 5 o 7 agujeros en el balde más pequeño, de aproximadamente 0,5cm en su base.
  2. Coloca el balde con agujeros dentro del otro balde.
  3. En el fondo del balde con agujeros (que quedó arriba) coloca la tela, y sobre ésta coloca aproximadamente 2Kg de sal de roca (o las otras opciones)
  4. Coloca el deshumidificador en cualquier área donde quieras reducir la humedad: sótanos, closets… etc. Al cabo de unos días encontrarás agua dentro del balde. Vacíalo y revisa cada tanto tiempo. Eventualmente tendrás que reemplazar la sal de roca.

P.D: Para una opción mucho más sencilla, ata un par de tizas y cuélgalas en los espacios cerrados donde necesites absorber la humedad, como los armarios. Estas absorben el exceso de humedad.