El mayor beneficio de mantener los armarios en orden es sentir una gran claridad mental porque al saber donde está todo puedes disponer, consigues más rápido las cosas y en consecuencia genera una sensación de seguridad. Limpia tu clóset antes de fin de año y comienza con buen pie.

Este puede ser un buen propósito para antes de finalizar el año, incluso te daría muchas ideas para remover las energías, sacar cosas que ya no usas para beneficiar a los que tienen menos, obsequiar con un legado a tus hijos y amigos con detalles que seguramente ya terminaron su ciclo con nosotros.

Así que te recomiendo algunas claves:

– Saca absolutamente todo, permite que ese espacio se ventile e incluso, mientras limpias, aromatiza con un incienso.
– Sé honesta sobre la ropa que ya no utilizas y pregúntate si vas a seguir atesorando algunas prendas.
– Organiza desde adentro hacia afuera lo que menos utilizas, dejando al alcance tus piezas más usuales y así evitarás crear caos.
– Define las zonas de ropa para trabajar, para hacer ejercicios, para ocasiones especiales y casuales, etc.
– Guarda tus zapatos en sus cajas para que no se deterioren.
– Introduce saquitos aromáticos para disminuir la probabilidad de que agarren el olor a guardado.